Acusan al dueño de local de comidas de Rawson y el padre de manosear a una empleada

785

El dueño de una casa de comidas de Rawson y su padre, de 60 años, fueron denunciados por su empleada por lo supuestos manoseos de los que era objeto en horas de trabajo. Si bien los hombres no quedaron detenidos por tratarse de un delito excarcelable, el juez de garantías Andrés Abelín Cottonaro dispuso medidas de control que deberán cumplir y ordenó la apertura de la investigación penal preparatoria por el delito de abuso sexual simple.

Los sospechosos fueron identificados como Emanuel Ortiz, de 33 años, y su padre José Ortiz, de 60, revelaron fuentes judiciales. La que hizo la denuncia fue una chica que entró a trabajar a ese local de Rawson el 17 de septiembre pasado y que, aparentemente, empezó a pasarla mal en compañía de su empleador y su padre.

La joven se hartó y el 26 de septiembre último denunció al patrón y a su padre ante el fiscal Roberto Ginsberg y la ayudante fiscal Luciana Tello de la UFI del CAVIG. Lo que aseguró la muchacha fue que sufría abusos sexuales dentro de su trabajo. Contó que el más joven de los Ortiz la manoseó y que el padre, cada vez que pasaba por detrás de ella, apoyaba sus genitales sobre su cuerpo.

Este viernes, la ayudante fiscal Tello formalizó el pedido de investigación por el delito de abuso sexual simple ante el juez de garantías Andrés Abelín Cottonaro. El magistrado entendió que, como es un delito que es castigado con penas de entre 6 meses y 4 años de cárcel, correspondía la excarcelación y que entonces ambos continuaran en libertad. Eso sí, les impuso reglas de conductas que deberá cumplir, por ejemplo la prohibición de acercarse a la víctima y obstaculizar  la investigación, y presentarse periódicamente en un organismo de control. También dispuso el plazo de 7 meses para la investigación penal preparatoria que tiene de imputados a padre e hijo.

(Fuente: Tiempo de San Juan)