Complicado panorama que podría afectar algunos servicios por el conflicto entre ATSA y las Clínicas

741

Luego del fracaso de la última audiencia en la Subsecretaría de Trabajo, entre ATSA y los representantes de la salud privada de San Juan, el panorama parece complicarse más. Desde ATSA se llamó a paro para el próximo 25 de enero, mientras que desde la patronal se analizan las opciones para poder hacer frente al pago salarial adeudado tras el aumento en paritarias.

Desde ATSA confirmaron que no darán el brazo a torcer. En dialogo con Tiempo de San Juan el asesor letrado del gremio, Adrián Verni, señaló que la situación está afectando la economía de 1.700 familias, ya que desde la patronal se adeuda el pago de los aumentos acordados para octubre, noviembre y diciembre; y en algunos casos no se ha pagado el bono de $24.000 que debía abonarse en diciembre.

“El 24 de enero hay una nueva audiencia, donde esperamos tener una respuesta para levantar la medida. El paro está sujeto a esa reunión. Por lo pronto la medida de fuerza sería el 25 de enero, con retención de servicio dos horas por turno, garantizando las guardias mínimas, luego se analizarán las medidas a seguir. Los turnos que no son de urgencia no se van a atender”, remarcó Verni.

Del otro lado de la vereda se encuentran las instituciones sanatoriales de salud privada que por estas horas analizan las distintas alternativas para poder evitar la medida de fuerza y ponerse al día con los pagos. Las mismas son Clínica Santa Clara, Sanatorio Argentino, Hospital Privado, Cimyn, CIMAC, CEAC (Centro de Estudios de Alta Complejidad), Clínica España, Kronos, Clínica Los Aromos, CCI (Centro de Cuidados Intensivos), Sanatorio Mayo, Sanatorio San Juan, instituto de Traumatología, Instituto Médico, Clínica de la Ciudad, Clínica El Mercedario y El Castaño.

Mario Más, miembro de la Comisión Directiva de ACLISA (Asociación de Clínicas, Sanatorios y Hospitales Privados de San Juan), aseguró a este medio que la situación del sector es compleja. “Hay un desfasaje de casi un 40% y ese porcentaje, que las instituciones médicas no perciben, es lo que hay que pagar en aumento de paritarias y el bono. Del 100% de aumento que hubo al sueldo de los estatales, a nosotros nos han trasladado el 70%, por lo que quedamos un 30% de desfasaje. Esa es la plata que falta y no podemos pedir préstamos para pagar un gasto corriente porque estamos fritos”, dijo.

Ante este panorama, no son muchas las opciones que se barajan. Desde el gremio solicitan que se cumpla con lo acordado en paritarias, pero la patronal asegura que el desfinanciamiento es debido a la falta de aumento de parte de las obras sociales. “Al corto plazo la única solución que tenemos es que se nos aumenten los ingresos, pero eso no sucede”, aseguró Más.

(Fuente: Tiempo de San Juan)