Hacienda le cerró la puerta a un plus de fin de año

855

El gremio estatal de ATE formalizó la semana pasada la presentación del pedido del plus de fin de año de $50.000 para todos los empleados de la administración central y municipal. Esta información que fue adelantada y ya tuvo su reacción en el Gobierno y le cerraron la puerta, ya que informaron que todos los fondos están presupuestados para hacerle frente al acuerdo salarial acordado en el año del 100% de aumento.

La nota presentada por ATE argumentaba que “la presente situación económica que profundiza la pérdida de poder adquisitivo de los salarios de los trabajadores” y pide al Gobierno provincial que articule los medios “para que se efectivice antes que finalice el año” el pago de un plus.

Este texto presentado por el gremio estatal generó que altas fuentes del Ministerio de Hacienda negaran la posibilidad de entregar el pago extraordinario. Es que desde la repartición consideran que los últimos acuerdos salariales, en los que hubo mejora en ítems salariales y aumento del 100% para el 2022, son argumentos suficientes para cerrarle la puerta a esta posibilidad. «Por más que tengamos la voluntad de hacerlo, no podemos. Todo el esfuerzo está centrado en poder cuidar los recursos para cumplir con la suba salarial otorgada, que además es la de mayor porcentaje del país», expresaron.

Vale recordar que, en septiembre pasado, los representantes de Hacienda lograron acordar con todos los gremios que representan a trabajadores del Estado provincial el incremento que dobla el salario de febrero de este año y la implementación de la cláusula gatillo para enero y febrero del año que viene.

También expresaron de la repartición que se priorizó cumplir con los tramos del aumento salarial acordado y la incorporación de contratados a la planta permanente del Estado provincial que requerirá una mayor inversión del Gobierno para hacerle frente a los casi 2.000 trabajadores que a fin de este año obtendrán estabilidad laboral.

Otro de los argumentos que brindan desde Hacienda es la mejora en las asignaciones familiares provinciales que alcanzaron el 130% de incremento y los ítems de refrigerio que se abona a los estatales.

Lo acordado en la discusión salarial genera que la Provincia deba invertir poco más de $43.000 millones para hacerle frente al pago del aumento del 100%, sumándole todas las mejoras obtenidas. A esto hay que sumarle que, de manera automática, y si se supera el porcentaje, en enero y febrero se debe tener fondos necesarios para cubrir el porcentaje inflacionario para que se sumen en los salarios de los trabajadores que dependen de la Provincia.