Algunas estaciones de servicio se quedaron sin gasoil desde el sábado 

1052

La crisis por la que atraviesan las petroleras, debido a la suba internacional del precio del petróleo como consecuencia de la guerra iniciada por Rusia, ya tiene impacto en el mercado sanjuanino, al igual que ocurre en la mayoría de las provincias argentinas. Y es porque ya se registra la falta de gasoil en algunas estaciones de servicio, que incluso se quedaron sin el producto desde el sábado pasado, a lo que se estima que se va a sumar la escasez de naftas. Los primeros en quejarse han sido los transportistas, que padecen el inconveniente cuando salen a las rutas, y los viñateros, en medio de la cosecha de uva.

Entre las consecuencias de la situación, ya hay estacioneros que han empezado a cupificar las ventas, para no dejar sin gasoil a sus clientes.

«Las petroleras prefieren vender afuera y no abastecer el mercado interno», explicó Analía Salguero, de la Cámara de Expendedores de Combustibles de San Juan, para entender el problema. Y mencionó que lo primero que está faltando es gasoil, que es lo que utilizan el agro y los transportistas. «El 90 % de las estaciones en San Juan tiene problemas de abastecimiento, primero de gasoil, pero va a seguir con las naftas», sostuvo.

Esta situación ha llevado a que en algunas estaciones de YPF racionalicen las ventas, a través del establecimiento de cupos de carga. Ese panorama ya lo están viviendo los viñateros, según dio a conocer Eduardo Garcés, de la Federación de Viñateros, quien contó que para cargar gasoil en dos camiones que utiliza para la cosecha le dijeron en una estación de servicios de Chimbas que sólo le podían vender 100 litros por día. «Todavía queda uva para levantar, de modo que es una situación preocupante», manifestó.

Desde la Unión Propietarios de Camiones (Uprocam), José Maldonado dio a conocer que «ya tenemos faltante de gasoil y creemos que va a ser peor». El problema, explicó, es que cuando las unidades salen a las rutas y deben recargar, sólo les despachan, por ejemplo, 150 litros por camión y así deben peregrinar para conseguir el combustible suficiente para llegar a destino. «Estamos hablando con colegas de otras provincias y también tienen inconvenientes», señaló el dirigente.

Para terminar de entender lo que está pasando, fuentes del sector señalaron que los motivos del desabastecimiento son múltiples. En el caso de San Juan, la demanda registra un pico debido a la época de cosecha, pero en medio de la crisis energética existente a nivel nacional. Además, el precio de venta del barril de crudo en Argentina está más bajo del precio internacional, lo que hace que las petroleras prefieran exportar. A eso se suma otro problema de arrastre, como fue el congelamiento de precios que se destrabó en febrero pero que aún no alcanza los valores internacionales y hace que existan ciertas presiones sobre la cadena de comercialización de combustible.

Los valores de los combustibles en el país tuvieron el último ajuste desde el lunes 14 de marzo, que para la nafta súper fue del 9,5%, mientras que los de la nafta premium llegaron al 11,5%. Así, la nafta Súper quedó en $116,50, la Infinia Nafta en $142,80, el Diésel 500 en 107 y la Infinia Diésel en $136,50.

La razón fue que el precio del barril de petróleo subió de 90 dólares en febrero a más de 130 dólares cuando arrancó la invasión de Rusia a Ucrania. La situación generó aumentos en los precios de combustibles en todo el mundo y ahora Argentina, que venía con precios muy retrasados, ha empezado a acompañar lo que pasa en el resto de los países.

YPF y el resto de las petroleras mantuvieron el precio de los combustibles congelados desde mayo de 2021 hasta febrero de 2022. Eso generó la sensación en muchos consumidores que la nafta estaba «barata» en relación a otros precios. En febrero, las petroleras ya habían aplicado otro aumento del 9% en la Súper y 11% en Premium.

En el caso del GNC los valores rondan los $60 el m3.

  • Entre las más caras

Un informe publicado días atrás reveló que mientras en marzo del 2019 San Juan estaba en el segundo puesto en un ranking nacional de las provincias con las naftas más caras del país ahora, con la suba del lunes de la semana pasada, pasó al tercer puesto, que comparte con San Luis, de acuerdo a un relevamiento elaborado con datos de la Secretaría de Energía de la Nación. La Súper quedó en $116,1 y la Premium en $142,8, apenas por debajo de los valores que tienen en Misiones y en Córdoba, pero lejos de Tierra del Fuego.

La provincia con valores más altos es Misiones, que se encuentra un escalón por encima del resto debido a la fuerte demanda que se produce por parte de los automovilistas extranjeros. En el extremo opuesto está Tierra del Fuego, eximida por ley del pago del impuestos a los combustibles líquidos. La nafta argentina está entre las más baratas de todos sus países vecinos, con excepción de Bolivia.

Radiografía

89 Es la cantidad de estaciones de servicio que hay en San Juan. De ese número, 48 expenden combustibles líquidos, 31 son duales, 9 sólo vende GNC y una comercializa GLP.

(Fuente: Diario de Cuyo)