Exoneraron de la Policía de San Juan a un agente que cayó preso por tráfico de droga

755

Por medio de un decreto de la Gobernación echaron de la Policía al agente que, en mayo de 2016, cayó preso junto a otro efectivo sanjuanino, un gendarme salteño y 12 civiles en un mega operativo por tráfico de droga. La banda operaba desde Salta y tenía nexos en San Juan y Córdoba. Estos policías sanjuaninos eran parte de esta organización; de hecho, fueron condenados y ahora uno de ellos recibió la sanción de la exoneración de la fuerza provincial.

Al que exoneraron, la pena más dura en el Reglamento Disciplinario de la Policía de San Juan, es al agente Pablo Gabriel Manrique. Este policía prestaba servicio en la Subcomisaria Cipolletti y se hizo conocido a raíz de que fue detenido junto al agente Juan Pablo D`Agostino, de la entonces Regional Noroeste, cuando ambos fueron a buscar una encomienda a la empresa Andesmar el 18 de mayo de 2016. Los policías federales les hicieron una redada y los apresaron con una caja que contenía 15 “tizas” de cocaína, que pesaron 155 gramos de esa droga.

Los investigadores federales, bajo directivas del juez federal Leopoldo Rago Gallo, ya venían haciendo escuchas telefónicas y sabían que actuaban con unos narcos que operaban desde Salta. Fue así que apresaron al gendarme salteño Milton Páez, quien les enviaba la droga de la provincia norteña. Otros detenidos fueron el salteño José Luis Viltes -que trasladaba la cocaína desde Bolivia-, Carlos Daniel Posse, Sergio Luis Bustos, Tamara Elizabeth Martínez, Darío Emiliano Lucero, Alejandro Elías Levis, Washington David Vega, José Danilo Argumosa y Leonardo Rafael Aguilar, Graciela Elizabeth Castro y Luis Damián Sierra.

El Tribunal Oral Federal de San Juan juzgó y condenó a casi toda la banda el 6 de marzo de 2019. El gendarme Páez y al agente Pablo Gabriel Manrique recibieron la pena de 6 años y 6 meses de prisión. Al resto les dieron castigos de entre 2 y 6 años de cárcel. El único que zafó en ese momento fue el agente Juan Pablo D`Agostino, que fue absuelto y liberado por el beneficio de la duda. Sin embargo, el fiscal Francisco Maldonado apeló esa resolución y recurrió a un tribunal de apelaciones. Esos otros jueces luego revocaron el fallo de primera instancia que favorecía al agente D`Agostino y ordenó que se lo condene. Fue así que posteriormente volvió a caer preso y se lo castigó con la cárcel.

Paralelamente, los dos policías sanjuaninos fueron sometidos a un sumario administrativo en la Subsecretaría de Control de Gestión. Esa causa derivó en que la Jefatura ahora resolviera sancionar al agente Manrique con la exoneración. Esto es echarlo de la fuerza provincial al considerar que cometió una falta grave. El decreto fue firmado por el gobernador Sergio Uñac y se hizo público este viernes.

En ese decreto se aclara que no se resolvió la situación del agente D`Agostino en razón de que, en principio, fue absuelto por el Tribunal Oral Federal. Pero como luego se lo condenó, lo más probable que en el futuro no muy lejano vaya ser echado de la Policía igual que Manrique. Las sanciones llegan un poco tarde. D´Agostino ya salió del penal de Chimbas, desde el 10 de mayo de este año ya goza de la libertad condicional. Lo mismo sucedió con el agente Manrique, que está con libertad condicional desde septiembre de 2020.

(Fuente: Tiempo de San Juan)