El IPV advierte sobre posibles estafas

841

Desde el Instituto Provincial de la Vivienda se advierte que la repartición no vende viviendas ni carpetas y que no posee gestores que trabajen a su nombre. Es por ello que solicita a la población precaución y realizar la denuncia ante situaciones como:

  • Ofrecimiento de carpetas de barrios del IPV por parte de particulares y no de entidades reconocidas.
  • Cobro de supuestas cuotas en domicilios.
  • Supuestos empleados o familiares de empleados del Instituto que prometen acceso a viviendas a cambio de dinero.
  • Personas que ofrecen casas deshabitadas a cambio de dinero.
  • Ofrecimientos por parte de un particular de cancelaciones de viviendas por pago de efectivo
  • Pedidos de información en domicilios por personas no debidamente identificadas como pertenecientes al IPV.

Ante alguna de estas maniobras, la ciudadanía debe realizar la denuncia formal en cualquier comisaría o subcomisaría de la provincia.

Asimismo, cabe recordar que el IPV cuenta con estrictos controles por sistema y que sólo se reciben pagos de cuotas mediante medios electrónicos de entidades bancarias oficiales. Sumado a ello, que las viviendas sociales entregadas por el Instituto y que aún no están canceladas no pueden estar deshabitadas ni ser alquiladas o vendidas. En caso de presentarse alguna irregularidad, se realiza un proceso con el objetivo de recuperar la vivienda.