El primer ministro de Israel, Naftalí Bennett, recibió al embajador argentino Sergio Urribarri

28
urribarri primer ministro israel  Naftalí Bennett
Sergio Urribarri junto al primer ministro Israel, Naftalí Bennett. (AJN)

El primer ministro de Israel, Naftalí Bennett, recibió al embajador argentino Sergio Urribarri, en el primer contacto diplomático oficial y directo entre la nueva administración y Buenos Aires, informó la agencia de noticias AJN. “El encuentro en su despacho fue muy cordial y le transmití el saludo del presidente Alberto Fernández”, manifestó tras la reunión el ex gobernador de Entre Ríos.

Bennett, que asumió en el cargo el 13 de junio pasado, recibió a Urribarri en un encuentro que tuvo lugar luego de la ceremonia de asunción del presidente de Israel, Isaac Herzog. “El primer ministro me anticipó que desde ahora vamos a estar en contacto”, confirmó Urribarri en declaraciones periodísticas que difundió la AJN.

La Cancillería argentina dio más precisiones a través de un comunicado poco después de la reunión oficial. “Bennett y Urribarri hablaron sobre los lazos históricos, afectivos y culturales que unen a ambas naciones y ambos pueblos, así como de la extensa agenda de trabajo compartida y el deseo de poder avanzar en las tareas conjuntas, como le expresó el presidente Alberto Fernández a Bennet a través de una carta de felicitaciones enviada luego de la asunción”, detalló el documento.

Urribarri también dialogó con el nuevo canciller israelí y primer ministro alterno, Yair Lapid. En esa reunión, el ex gobernador de Entre Ríos le transmitió al funcionario local los saludos del canciller Felipe Solá. En el marco de las reuniones, Urribarri y Lapid acordaron pautar nuevos encuentros de trabajo en Jerusalén con el objetivo de profundizar los lazos entre Argentina e Israel.

Naftalí Bennett fue elegido como primer ministro de Israel en el Parlamento a principios de junio. Su confirmación desplaza a Benjamin Netanyahu después de 12 años ininterrumpidos en el poder.

Isaac Herzog, por su parte, había jurado ayer su cargo como el undécimo presidente de Israel, después de haber sido elegido también a principios de junio para suceder a Reuven Rivlin, cuyo mandato de siete años expiró el día 9 el mes pasado sin que pudiera presentarse a la reelección.

Vale recordar que en mayo último, el embajador argentino había sido convocado por la Cancillería de Israel por el voto a favor del grupo terrorista Hamas en la ONU, una decisión que significó un fuerte cortocircuito diplomático y político entre ambos países.

En aquel entonces, Urribarri, destinado en Tel Aviv, fue convocado por la Cancillería de Israel para “una conversación aclaratoria”, que en términos diplomáticos significa demostrar el malestar del entonces gobierno de Benjamín Netanyahu a la presidencia de Alberto Fernández por haber respaldado la creación de una comisión investigadora sobre la defensa que desplegó el Estado democrático israelí ante el ataque con cientos de cohetes y misiles por parte de la organización terrorista Hamas desde la Franja de Gaza.

Aquel se trató de un episodio inusual en la relación bilateral y que sólo ocurrió en 2013, cuando el vínculo se había puesto en crisis por el Pacto con Irán, en el anterior gobierno kirchnerista. Tras esa virtual ruptura, el gobierno argentino recibió esta semana una señal de acercamiento y distensión, que se vio cristalizada en el encuentro de alto nivel y la foto conjunta que se difundió de manera oficial.

SEGUIR LEYENDO

Issac Herzog, investido presidente de Israel

Biden recibe al presidente israelí antes de la próxima visita de Naftali Bennett

Naftali Bennett, el exitoso empresario tecnológico que se convirtió en primer ministro de Israel