Dinero, vuelta a los entrenamientos y del campeonato: las promesas del presidente de Liga Sanjuanina de Fútbol a los futbolistas, ¿cumplirá?

734

Futbolistas Unidos de San Juan se congregaron en la puerta de la sede de la institución madre del fútbol sanjuanino para reclamar por la vuelta de las actividades. Los referentes de los jugadores hablaron con Oscar Cuevas, máximo mandatario del ente, quien les marcó la cancha.

Este frío jueves por la tarde, un grupo de jugadores se congregó en las puertas de Liga Sanjuanina de Fútbol para reclamar por la vuelta de las actividades. Referentes de Futbolistas Unidos de San Juan tuvieron una reunión con Oscar Cuevas, presidente del ente, quien expuso la situación y realizó promesas. ¿Cumplirá?

Los deportivas se juntaron en la vereda de la institución futbolera en busca de que se reactive la fuente de ingresos de entrenadores, preparadores físicos, futbolistas, entre otros. Con Rubén Ceballos y Daniel Garipe, pudieron hacer sentir su voz.

La reunión tuvo como resultado un análisis profundo sobre la situación de coronavirus en la provincia y una ayuda económica, la cual saldría desde la Secretaría de Estado de Deportes para con los jugadores como subsidio. Oscar Cuevas, presidente, junto con Marcelo Illanes, prometieron hacer lo imposible para que vuelva el deporte teniendo en cuenta el DNU del 28 de junio. Si no hay fase uno, ni restricciones, el primero de julio volverían los entrenamientos y, en un mes más para ver qué pasa con respecto a la puesta a punto de los jugadores, se estima que el campeonato se retome en agosto.

Buscamos que nos puedan incluir para la toma de decisiones“, dijo Alejandro Brizuela, jugador de Peñarol y profesor de educación física, en la vereda del edificio de Liga Sanjuanina de Fútbol. “Se tomó una decisión hace dos días de postergar el campeonato sin consultaron a nosotros, que somos los artistas principales de todo esto. Esas cosas por ahí nos molestan, nos duelen”, expresó para Telesol.

Para finalizar, la Mesa Directiva, a cargo de Oscar Cuevas, marca un camino de incertidumbre producto de las últimas polémicas que se generaron y la palabra con los jugadores será fundamental para volver a la credibilidad. Su discutida llegada al sillón presidencial, la salida de Gerardo Iturrieta como tesorero, la división de dirigentes por la vuelta del fútbol, entre otras, son las aristas que el funcionario deportivo tendrá que trabajar para cambiar su imagen.

Fuente: Telesol Diario