El jefe de Tesorería de la Policía desvió otros $460 mil a su mujer y a su secretaria

744

Hasta la semana pasada, la UFI de Delitos Especiales sólo tenía constatado el desvió de más de 600 mil pesos durante 2021. Ahora descubrieron ese movimiento irregular de fondo en diciembre último y esto complica más a los tres policías.

La investigación por el presunto fraude en la Policía sigue dando sorpresas. El equipo de UFI de Delitos Especiales descubrió que el jefe de la Tesorería sacó en diciembre último otros 460 mil pesos de la cuenta de la fuerza y los giró a su esposa y su secretaría. Esto se suma a los más de 600 mil pesos desviados entre enero y marzo último y que fueron detectados al inicio de la investigación. Y complica más a los tres que, por el momento, son los únicos detenidos en la causa, pero además deja abierta la sospecha que pueden aparecer más transferencias irregulares a medida que revisan mes a mes los movimientos de dinero.

Los registros bancarios incriminan más al oficial principal Oscar Vanetti, que era el jefe de la División Tesorería de la Policía de San Juan. También a su esposa, la subcomisaria María Ivana Olivares, y a su secretaria la cabo primero Carolina Tejada. Los tres se encuentran con prisión preventiva. El equipo encabezado por el fiscal Iván Grassi, uno de los coordinadores de la Unidad Fiscal de Investigaciones de Delitos Especiales, le imputan el presunto delito de peculado. Esta es una de las modalidades de fraude contra la administración pública, dado que se sospecha que usaron fondos que estaban a su cargo para provecho propio o con otros fines a los que estaban destinados.

La investigación se inició a fines de abril por una denuncia de la Secretaría de Seguridad y la Jefatura de Policía tras detectar transferencias de fondos irregulares en la Tesorería de la fuerza. El fiscal Grassi y el equipo de la Unidad Fiscal de Investigaciones de Delitos Federales confirmaron el presunto desvío de fondos, supuestamente, realizados por el principal Vanetti desde la cuenta matriz de la Policía a su cuenta particular y a las de su esposa y su secretaria. El viernes 20 de abril detuvieron al oficial principal y a su mujer, la subcomisaria Olivares. El lunes se entregó Tejada, sospechada de cómplice.

Las presuntas pruebas eran cuatro movimientos bancarios para sacar dinero de la Policía: una transferencia de 228.400 pesos del 14 de enero, otra de 104.197 pesos del 9 de marzo, una tercera por 280.000 pesos del 18 de marzo y la última de 280.000 el 15 de abril pasado, la que finalmente no se concretó porque la detectaron a tiempo.

Todo eso solamente en 2021, pero este fin de semana se conoció que habrían hecho lo mismo en diciembre de 2020. Siempre existió la sospecha que esto venía de antes. TIEMPO DE SAN JUAN confirmó a través de fuentes judiciales que, en el último mes del año pasado, Vanetti realizó otras dos transferencias ilegales desde la cuenta madre de la Policía.

Uno de los desvíos fue el 18 de diciembre por 190 mil pesos, desde la cuenta de la Policía a la cuenta particular de la cabo primero Tejada, y otro el 29 de diciembre por 270 mil a la cuenta de su esposa, indicaron fuentes del caso. Los investigadores judiciales también detectaron que posteriormente las mujeres transfirieron parte de esa plata a la cuenta del propio Vanetti. Eso demostraría que sacaban dinero de la Policía y después se repartían el dinero entre ellos.

A esta altura se habla de que hubo un fraude que supera el millón de pesos, pero la cifra puede llegar a números impensados, comentó un vocero. Es que la UFI de Delitos Especiales lleva revisado los registros sólo hasta diciembre de 2020 y falta revisaran el resto del año y los anteriores. Por el momento los involucrados son Vanetti, Olivares y Tejada, pero tampoco descartan que aparezcan nuevos imputados.

Fuente: Tiempo de San Juan