Denunciaron un segundo caso de trata de personas en Sarmiento

77

En una semana, en el departamento Sarmiento, se encontraron dos casos de trata de personas con fines de explotación laboral. Los casos se diferencian en la cantidad de víctimas y de los supuestos acusados, pero son muy similares en la metodología de captación de gente y de presunto maltrato, según explicó  el referente del Registro Nacional de Trabajadores Rurales y Empleadores (Renatre), Oscar Bernard.

La segunda denuncia llegó a la línea 145, habilitada para la asistencia y denuncias por trata de personas. Vino de parte de la Procuraduría de Trata y Explotación de Personas (Protex), que se encarga de darle seguimiento a las denuncias, conseguir pruebas y hacer la acusación formal ante la Justicia Federal. Esto se diferencia del primer caso, cuya denuncia la hizo una trabajadora en aquel momento. 

El último hecho tiene a 120 cosechadores aproximadamente como víctimas que fueron traídos de la misma provincia: Salta, con la promesa de un trabajo digno. El cuadrillero acusado es uno solo, un hombre de apellido Rodríguez y oriundo de Jujuy. El sujeto tenía una empresa mediante la que otras lo contrataban para armar los equipos de cosecha de olivo. Esto hace a la situación mucho más grave, señaló Bernard. El referente de Renatre indicó que inspeccionaron algunas empresas que contrataron los servicios del ahora acusado. 
Por otra parte, Bernard destacó que el número de víctimas y de acusados en la segunda causa difieren de la primera. En la otra investigación había 22 damnificados y tres detenidos, sospechados de ser los explotadores laborales. 

La centena de víctimas vivía en habitaciones precarias, con un baño sin inodoro y sin agua para bañarse. Los boxes era muy chicos: 3×2 y las construcciones carentes. A su vez, los salarios y los horarios de trabajo no cumplían con los requisitos legales. 

“Creo que esta realidad la estábamos viendo como sociedad, pero no nos queríamos hacer cargo. Ahora es tan grave que nos ha impactado, lamento que lo hayamos permitido comunidad. Los vecinos de acá tomaban como normal la situación, cuando lo tenemos que evitar”, dijo Bernard. “Espero que estos casos nos hagan tomar consciencia”, cerró.

Fuente: Diario Huarpe